Los gatos: De la vida salvaje a la domesticación

_MG_0527

Si eres de los que tiene uno o más michis en casa, seguramente conoces lo fascinantes que son estos animalitos y también la responsabilidad que implica. Pero te has preguntado ¿en qué momento estos felinos llegaron a formar parte de nuestros hogares, convirtiéndose en compañeros maravillosos del ser humano? En este artículo nos centraremos en hablar de cómo es que se dio este gran paso.

 

Cabe mencionar que los gatos aparecieron en la Tierra mucho antes que los perros y que otros animales considerados domésticos, pero han sido de los últimos en ser domesticados.

 

El origen del gato doméstico tienen registro en Oriente Medio y Egipto, en convivencia con los primeros agricultores hace unos 10.000 años, sin embargo, los primeros en domesticar a estas especies fueron los antiguos egipcios, hace ya unos 4.000 años, mismos que de hecho tenían como diosa una figura de gato. Se cree que estos se vieron atraídos a las comunidades humanas por la gran cantidad de roedores que había entre ellas, y la habilidad para cazarlos les hizo ganarse la simpatía de sus habitantes, cuidándolos y alimentándolos.  La unión con este animal fue tan significativa que incluso momificaban a sus mascotas para que les acompañaran en su viaje al otro mundo. Posteriormente otras civilizaciones comenzaron adoptar a los gatos como animales de compañía.

 

Aunque nos guste la idea de tener un peludo en casa como mascota, no todo ha sido miel sobre hojuelas, ya que se ha demostrado que su domesticación está provocando que su cráneo y cerebro sea cada vez más pequeño.

 

Un estudio realizado por la Universidad de Viena y los Museos Nacionales de Escocia ha comparado los cráneos de los gatos domésticos contemporáneos con otras especies de gatos salvajes, especialmente con el gato montés (Felis silvestris) y el gato salvaje africano (Felis silvestris lybica), que es considerada la primera subespecie de gato domesticada por el ser humano y ha encontrado que el cerebro de la especie domesticada ha experimentado un descenso significativo en su tamaño durante los últimos 10, 000 años. Todo esto debido a que se enfrentan a menos amenazas en su día a día, desarrollándose la mayor parte del tiempo en entornos controlados. Incluso su dieta ha sido modificada hasta cierto grado por el tipo de alimento que se les ofrece, como golosinas, entre otros.

 

Es cierto que los misterios sobre estos felinos son una de las cosas que más curiosidad nos producen, pero nos basta con saber que son capaces de captar algunas señales sociales humanas y son sensibles a nuestras emociones. De ahí que se hayan convertido en animales de compañía, nuestros amigos y remedio de la soledad.

Así que ya lo sabes, hasta tener un gato como mascota tiene historia. Aunque a los amantes de lo perros les duela escuchar esta verdad y a pesar de todo, los gatos son mejores en casi todo o al menos eso es lo que se conoce al día de hoy, pero esa historia la dejaremos para otro día.

Deje su comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

[contact-form-7 404 "No encontrado"]

    Contacto

      Contacto

        Contacto

        X